La Constancia

LA CONSTANCIA LANZA PROYECTO ISKALI PARA RECUPERAR EL CORAZÓN VERDE DE SAN SALVADOR

LA CONSTANCIA LANZA PROYECTO ISKALI PARA RECUPERAR EL CORAZÓN VERDE DE SAN SALVADOR

Es un plan a 5 años que se enfoca en la restauración de 15,905 hectáreas de ecosistemas y paisajes del volcán de San Salvador, estimando una inversión final de 13.5 M

Consiste en una intervención holística, a través de la implementación de mejores prácticas agropecuarias y agroecológicas, la conservación y ampliación de las áreas naturales protegidas y la inclusión de las comunidades locales.

Iskali, en lengua nahuatl, significa sanar, recuperar, un resurgir.

Es una iniciativa de La Constancia, con el apoyo de Coca-Cola, ejecutado por TNC (The Nature Conservancy Fund) y Biosistemas que busca incorporar a más actores.

Entre los beneficios del proyecto se encuentran: mayores tasas de recarga hídrica, regulación climática, secuestro de CO2, producción de oxígeno y hábitat para la biodiversidad de la zona.

San Salvador, mayo 2021. Para continuar con su propósito de unir a la gente por un mundo mejor, un mundo en equilibrio, donde se cuiden los recursos y se actúe pensando en el mañana, La Constancia anunció su proyecto Iskali, una ambiciosa iniciativa de intervención integral en la zona del volcán de San Salvador, que busca lograr el equilibrio medioambiental y el desarrollo de ecosistemas naturales, agroecosistemas y pobladores locales.

El proyecto es una iniciativa de La Constancia, con el apoyo de Coca-Cola y ejecutado por TNC (The Nature Conservancy Fund) a través de Biosistemas. Consiste en un plan de 5 años enfocado en restaurar 15,905 hectáreas de ecosistemas y paisajes productivos con un estimado de inversión final de 13.5 millones de dólares.

Metas Iskali 2025

  • 15,905 ha de ecosistemas restaurados mediante intervención integral
  • 14,302 pobladores beneficiados, mejoras en agro sistemas y proyectos sociales
  • 74 M m3 de agua recargados al acuífero

“Sabemos que las decisiones que tomemos hoy serán la realidad del mañana, por eso le apostamos al futuro a través de Iskali. La tierra nos ha dado todo sin límites, pero es nuestra responsabilidad como empresa que promueve el desarrollo sostenible, su protección y conservación, procurando que más actores se sumen a estos esfuerzos por dejarle un mejor mundo a las futuras generaciones”, indicó Paola Bondy, presidenta de La Constancia y Cervecería Hondureña.

“Con este proyecto damos un paso más en la dirección correcta de lo que veníamos realizando y en concordancia con objetivos trasados por la compañía Coca-Cola para el 2030, ya que además de devolverle a la naturaleza el equivalente al agua que utilizamos en nuestras bebidas, buscamos la protección de las áreas naturales existentes y que se mejoren prácticas en el campo agropecuario y agroecológico, es decir es un proyecto de recuperación de ecosistemas de la zona del Volcán de San Salvador”, dijo Carlos Ricalde, Vicepresidente de Operaciones de Coca-Cola para Centroamérica.

El proyecto ha sido bautizado con el nombre Iskali, que en lengua nahuatl significa sanar, recuperar, resurgir. Con una inversión inicial de $285,000 en 2021 se logrará: beneficiar a 160 familias (800 personas) a través de parcelas demostrativas, sistemas de captación de agua lluvia y huertos familiares, estabilizar 30 hectáreas de quebradas, cultivar 320 hectáreas bajo mejores prácticas agroecológicas e intervenir 2,140 hectáreas de áreas protegidas (evaluación de existentes e identificación de nuevas).

 

Sanando el corazón verde de San Salvador

Para La Constancia la sostenibilidad no es parte de su negocio, es su negocio, y a través de Iskali espera contribuir con la recuperación del medio ambiente, el volcán de San Salvador cuenta con un total de 15,915 hectáreas y cerca de 14 mil personas dependen de la agricultura en el área. El corazón verde de San Salvador cuenta con una de las mayores tasas de recarga hídrica de la zona, aporta a la regulación climática, al secuestro de CO2, a la producción de oxígeno y es hábitat para la biodiversidad de la zona.

“Sabemos que Iskali tiene un gran potencial, no solo en la recuperación de los suelos y la renovación del ecosistema. El impacto en la vida de las personas es muy significativo porque al cuidar la tierra con mejores prácticas agrícolas se mejora también la calidad de vida de quienes dependen directamente de lo que cultivan y cosechan. Es imposible no emocionarse y enamorarse de Iskali por lo que representará en la vida de miles de salvadoreños”, agregó Paola Bondy.

El proyecto inició con un estudio diagnóstico de áreas prioritarias en 2019. En 2021 arranca con su ejecución y a la fecha cuenta con el 42% del cumplimiento de las metas para el año bajo 3 grandes ejes de acción: agricultura sostenible, restauración y conservación de ecosistemas e impacto en áreas protegidas. A la fecha más de 928 hectáreas están siendo cultivadas bajo mejores prácticas luego de la capacitación técnica de productores agrícolas. A través de proyectos sociales y la capacitación a través de dos parcelas demostrativas se ha beneficiado a 158 personas que ya cultivan huertos orgánicos para consumo familiar en sus viviendas. Y ya se han contabilizado 162 mil m3 de agua recargados al acuífero.

“Necesitamos trabajar para lograr un mejor país que busque el desarrollo de las personas y las industrias en armonía con el medio ambiente, por eso invitamos a que más instituciones se sumen a estos esfuerzos. Estoy segura de que entre todos lograremos un mejor país”, finalizó Paola Bondy.

De esta forma Iskali se suma a las acciones que ejecuta La Constancia desde su plataforma de sostenibilidad. Anteriormente anunciaron su proyecto de economía circular “Hagámosla Circular”, a través del cual ya incorpora 50% de resina plástica local reciclada en todos sus envases. También realizaron el cambio en su modelo de consumo energético para asegurar que todos los productos de su portafolio sean elaborados con energía renovable para finales de 2021.

Contactos de prensa con:

Alexandra Arias Cader
Gerente de Comunicaciones Corporativas